Alcaldia de Floridablanca Santander

Google+ Seguidores

AdSense

Búsqueda personalizada
bersoahoy

jueves, 23 de abril de 2015

Una de cinco estrategias básicas desarrolladas por la Misión sobre la situación del campo, entregada al presidente Santos

 •Este documento propone diseñar un Sistema Nacional de Información y Focalización para llegar a los territorios y beneficiarios más vulnerables, aumentar la cobertura del programa Unidos, y crear el programa ‘Analfabetismo Cero’, entre otros aspectos.
José Antonio Ocampo
 Pasto, Nariño, 22 abr (SIG).- El Director de la Misión Rural, José Antonio Ocampo, le entregó este martes al Presidente Juan Manuel Santos el primer informe que contiene una de las cinco estrategias básicas desarrolladas por la Misión sobre la situación del campo colombiano.
Presidente Juan M. Santos 
“La Misión Rural ha venido avanzando en estas cinco estrategias. Hoy tengo el honor de entregarle la primera: es una estrategia de derechos sociales para los habitantes del campo colombiano”, dijo Ocampo al Presidente de la República, durante su visita al Centro de Investigación Obonuco, en Pasto.
Ocampo explicó que se ha trabajado, también, en los aspectos de inclusión productiva, de competitividad en el sector agropecuario, de desarrollo territorial participativo y de reforma institucional.
Dijo que lo primero es una estrategia transversal y explicó que “nosotros proponemos que haya unificación de toda la estrategia de focalización de programas sociales”.
Así, la Misión plantea la unificación, en algunas funciones, de la Dirección Nacional de Planeación (DNP) y el Departamento de Prosperidad Social (DPS).
Sobre ese aspecto el informe señala que: “Teniendo en cuanta el rol del DNP como entidad técnica en el diseño y su organización multisectorial, y el rol y la experiencia del DPS como entidad encargada del diseño y la ejecución de la política dirigida a la población pobre y vulnerable, su capacidad institucional y su presencia en territorio, se recomienda que el DNP y el DPS estén a cargo del sistema de información y focalización, cada uno como líder en una etapa del proceso”.
Y agrega que de esta forma se ayudaría a organizar una multiplicidad de criterios en la asignación de los programas sociales.
Adicionalmente, con el fin de avanzar en la lucha contra la pobreza extrema, el informe de la Misión Rural recomienda expandir el programa Unidos hacia los territorios más rurales y donde más se concentra la pobreza.
Se recomienda en el citado documento la creación de un Sistema Nacional de Transferencias Monetarias a partir de un sistema diferenciado de protección social -quizás transitorio- necesario para fortalecer el componente de transferencias para la población más pobre, incluyendo grupos hasta ahora excluidos y que no participan en el mercado laboral (mujeres y adulos mayores).
Nutrición
El Director de la Misión Rural, también se refirió al aspecto de la nutrición y la seguridad alimentaria.
“Hay que hacer unos programas de autoproducción para el consumo de las propias familias, con elementos que permitan avanzar en el problema de nutrición que existen en los habitantes más pobres del campo colombiano”, indicó.
En el documento también se plantea fortalecer la Comisión Intersectorial para la Seguridad Alimentaria  y Nutricional, además de la universalización de los subsidios directos al consumo con énfasis en la niñez y en la juventud, y se debe iniciar con la universalización del programa de alimentación escolar para todos los colegios rurales.
Igualmente, el informe recomienda diseñar un programa de seguridad alimentaria a gran escala que permita acompañar a las familias de los municipios rurales más apartados y con un componente educativo en hábitos saludables.
Educación
En torno de la educación, Ocampo explicó que se propone un programa de analfabetismo cero en el menor tiempo posible, que contemple el mejoramiento de la calidad educativa en las zonas rurales.
“Este es un problema crónico en toda la educación rural. Hay que mantener los modelos de educación flexible, Y muy importante un programa de capacitación situada. A los maestros hay que fórmalos en el sitio donde enseñan”, conceptuó el Director de la Misión Rural.
También en el documento se hace énfasis en la importancia de tener una política permanente para el área educativa.
“Una recomendación transversal y necesaria para el diseño de una política de educación rural es la creación de una dirección permanente dentro del Ministerio de Educación, con recursos de funcionamiento del presupuesto y proyectos de inversión específicos para las zonas rurales, que permitan dar continuidad a iniciativas como el Programa de Educación Rural con subsidios directos a la oferta más rezagada”, se plantea en el documento.
Salud
Sobre el sector de la salud, el Director Jose Antonio Ocampo sostuvo que el mayor reto es superar las barreras que enfrentan las familias campesinas en el momento de necesitar servicios de salud.
Para Ocampo, “la normatividad y la institucionalidad del sector muestran que los problemas de financiación no son el mayor obstáculo para el acceso a la atención en salud, por lo que, de nuevo, el reto de la política pública es más de gestión y organización de los servicio, lo que requiere también de un ente especializado al interior del Ministerio”.
El funcionario añadió que la principal estrategia es fomentar un modelo dual que continúe con los subsidios a la demanda en los centros urbanos, pero que fortalezca los subsidios a la oferta en los municipios rurales y rurales dispersos.
Vivienda y saneamiento básico
Durante su intervención, también hizo referencia a las viviendas del sector rural que tienen problemas de calidad en comparación con las viviendas urbanas.
Consideró que para mejorar en la asignación de viviendas rurales, es importante profundizar el subsidio de vivienda de interés social rural y la implementación de la política para el suministro de agua potable y saneamiento básico en las zonas rurales.
En este aspecto el informe señala que: “Frente al cierre de las brechas de servicios públicos, es necesario adelantar esfuerzos diferenciados. El primer término un programa de inversión en infraestructura en redes de acueducto y alcantarillado, y el desarrollo de la institucional para su operación (…). En segundo lugar, acelerar la cobertura de soluciones unitarias, innovadoras, adecuadas y mejoradas para la población dispersa. Tercero, lograr la sostenibilidad de la operación de acueductos de buena calidad y alcantarillado con bajo número de usuarios, teniendo en cuanta el diseño de tarifas y subvenciones”.
Seguridad social
Al referirse a la seguridad social, Ocampo explicó que al disminuir la generación de empleo en las zonas rurales baja la afiliación al sistema pensional.
Para enfrentar esa situación propuso, durante su intervención, el diseño de “un sistema paralelo que gradualmente converja para darle unos benéficos equivalentes a los habitantes del campo. El objetivo es llegar a una pensión universal”.
Así mismo, recalcó la importancia de avanzar en la protección de los adultos mayores en búsqueda de “la universalización de una protección mínima, que cubra todos los adultos mayores rurales sin capacidad de pago y que actualmente no reciben pensión, mientras en paralelo se fortalecen los sistemas contributivos”.
Inclusión social
Finalmente, el Director de la Misión Rural aseveró que es importante para el desarrollo del campo colombiano fomentar la inclusión social y productiva de la población rural.
El documento entregado este miércoles dice que “un punto esencial es la inclusión productiva de los jóvenes rurales, con iniciativas integrales de educación para la competitividad, proyectos pedagógicos productivos, pasantías y prácticas y apoyo y fomento al emprendimiento”.
Según el informe, “se calcula que la inversión social adicional requerida para cerrar la brecha de bienes de interés social en las zonas rurales, suman en educación, vivienda, agua, saneamiento básico, primera infancia, adulto mayor, 2,9 billones de pesos anuales adicionales en promedio durante 2016 -2020, frente a la base 2014, que aumentan a 6,1 billones anuales hasta 2053 (todas las cifras en pesos constantes del 2014). Esto representa una inversión promedio anual equivalente al 0.6 por ciento del PIB 2014, durante los próximos 20 años”.
Las recomendaciones entregadas por la Misión Rural al Jefe del Estado, son el resultado del trabajo conjunto de la Dirección Nacional de Planeación, el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, el Departamento para la Prosperidad Social, expertos nacionales e internacionales, y representantes del sector privado y de organizaciones campesinas.
(Fin/arg/bco)

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gadget

Este contenido todavía no está preparado para las conexiones cifradas.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...